El SuBmArInO, oTrO mÍtIcO dE mArÍn

Uno de esos sitios que forman parte de mi imaginario infantil: el Submarino de Marín, en la calle Ejército y Marina 7, uno de esos locales “peculiares” que se mantienen inalterables con el paso de los años.

el_submarino_marin

Situado en el sótano de una casa y con una decoración que le otorga su peculiar personalidad, la carta se mantiene prácticamente igual que cuando mi abuelo me llevaba allí, hará ya unos veintimuchos años, él iba a por los choquitos en su tinta…, yo creo que es la única comida que no me gusta jajaja…, pero el caso es que ahí me llevaba y, como siempre había marisco, yo encantada!!!

tapas_y_raciones

tapeo

Aún recuerdo la primera vez que mi abuelo me dijo vamos al submarino de Marín y yo, ¡que ingenua!, loca de emoción imaginándome visitar el “Nautilus” de Julio Verne…

o_submarino

Hace unas semanas quedamos con unos amigos en Marín y ahí nos fuimos, a recordar viejos tiempos !!!

Y tomamos un poquito de todo: nécoras, salpicón de marisco, pulpo á feira, gambas al ajillo, todo ello regado con un rico vinho verde portugués y de postre tarta de queso.

pulpo_feira

necoras

salpicon

gambas_ajillo

tarta_queso

Lo dicho tapeo de toda la vida con un plus de marisquito, rico y a precios razonables. Muy recomendables percebes y cigalas de Marín y a quién le gusten los famosos chocos en su tinta de mi abuelo 😉

interior_submarino